CANTAR POR LA VIDA... NO IMPORTA SI ES POR TRISTEZAS Ó ALEGRÍAS



"Estos Cantos se harán en versos o en prosas; lo que importa de ellos es la forma de mover los sentimientos. Si éstos son de alegría: ¡Que Viva la Vida!... Y si son de tristezas ¿qué le vamos hacer? pero... ¡Que siga Viviendo la Vida!"

domingo, 24 de julio de 2011

A Facundo Cabral.

“Que en paz descanse… mas no sus asesinos.”
I
Algo nos dice, que la poesía está de duelo,
Pero seguirá sin contratiempo alzando su vuelo.
Algo nos dice, que ya las estrellas se han nublado/
Mas la noche no es óbice para seguir cantando...
Y algo nos dice, que ni la muerte silenciará su canto
Porque su voz se hará más fuerte
Y los asesinos temblarán bajo el fuego
De esta invención llamada infierno.

II
Quién está detrás de esa máquina infernal…
Que viene destrozando con sus aspas la sonrisa
Y triturando con sus dientes de silencios la alegría
Robando los sueños y los cantos de los inocentes,
Enrollando entre sus cuerdas de tristeza la nostalgia
Para repartir entre todos los poetas existentes,
Un pedazo de dolor rasgado de la piel de los ausentes,
Otro golpe brutal, asestado, a la cabeza sin piedad…

III
Que lástima Facundo, vivir en el mundo equivocado,
Con la gente equivocada… porque eres otro Cristo…
Sólo por eso, te ha tocado ver tu sangre derramada
Sin que nadie responda por tus sueños y los nuestros,
Porque nadie comprende que tú pienses diferente
Sobre el Amor a la Paz y tu inconformidad con la guerra.
Que lástima Facundo, ver tus sueños hechos añicos…
Y América, hundirse en un estanque de podredumbre
Y odios… El dolor no es por ti, sino por nosotros mismos.

Autor: Dalit R. Escorcia Marchena
“Escrito un día, trágico para el canto y la poesía, de julio del 2011”